***** *****Escudo Peronista Pictures, Images and Photos ***** - ***** Invitamos a Visitarnos en Twitter - @mirtapraino y en Face - Mirta Praino

11 feb. 2012

Los representantes en la Cámara Baja del Congreso pasaron un año sin pedir la palabra.

El 2011 marcó varios récords negativos en materia legislativa. Por lo pronto, en Diputados, fue el de menos cantidad de sesiones. En cuanto a la cantidad de leyes aprobadas, ya ha dicho la presidenta de la Nación que cantidad no es lo mismo que calidad, así que más vale no insistir con el tema y las comparaciones. Pero hay una medida que desde hace años Parlamentario realiza a través de su Indice de Calidad Legislativa, y que tiene que ver con lo que se habla en el recinto. Diputados mudos, no abrieron la boca en todo el año. Informe parlamentario asegura que los diputados Pansa y Videla de San Luis nunca hablaron en el recinto y tampoco se destacan por proyectos presentados
No qué se dice, sino cuánto se dice. Esto es, la cantidad de palabras que se expresan en el Congreso de la Nación, que por algo recibe el nombre de Parlamento: un ámbito destinado a cambiar la vida de los ciudadanos a través de la palabra.
Un ámbito donde no siempre se escucha lo que se dice, bueno es aclararlo, pero en el que los elegidos que logran acceder al mismo lo hacen seguramente con la noble esperanza de que sus palabras quedarán asentadas para la posteridad.
Así sucede gracias al encomiable trabajo de los taquígrafos, que pacientemente toman nota de todas las expresiones vertidas en el recinto -aún los gritos destemplados- y que permiten este trabajo que año a año Semanario Parlamentariopublica, detallando cuánto han hablado los representantes del pueblo.
Es el turno en esta oportunidad de la Cámara de Diputados. Y arrancamos anticipando que los números son bastante negativos. En efecto, la cantidad de legisladores que no emitieron palabra alguna a lo largo del año es bastante elevada, más que nunca desde que Parlamentario realiza estos informes a través de su Indice de Calidad Legislativa. 
Ochenta diputados nacionales no hablaron a lo largo de 2011, marcando entonces que más del 30 por ciento del Cuerpo no tuvo la oportunidad de expresarse. Porque no quisieron, o sobre todo porque no pudieron. Pues conviene darles la derecha en esta oportunidad, ya que está claro que existió durante el año anterior la deliberada intención de reducir al máximo la cantidad de sesiones, lo que elevó la media normal de la cantidad de legisladores que pasaron el año sin que su voz quedara asentada en los libros legislativos.
 
Los menos expresivos
No exageramos en cuanto a que fue un año récord. 2011 fue, por la escasez de sesiones, el año que menos palabras se emitieron desde que Parlamentario realiza estos conteos. Prácticamente la mitad de los años impares, que por ser electorales tienen menos sesiones. Con 432.180 palabras emitidas durante el año, fueron menos que en 2007, cuando se expresaron 712.749 palabras, y menos también que en 2009, que registró 748.842. Ni qué decir de 2010, con sus 1.070.213 palabras, o 2008, que tuvo 1.232.372 palabras.
Nada menos que 80 diputados no hicieron uso de la palabra a lo largo del año
Hubo otros cinco que dijeron menos de diez palabras, de modo tal que no engrosaron esa nómina, pero tampoco quedaron muy bien parados que digamos. ¿Qué pueden decirse en apenas siete palabras? Verónica Benas utilizó esa cantidad para aclarar haber votado por la afirmativa, mientras que Heriberto Martínez Oddone abrió la boca apenas para decir: “mi voto también fue afirmativo”, pero como agregó “señor presidente”, no quedó en la cola.
Cuarenta y tres diputados no habían hablado el año 2010
Este año se duplicó la cifra, con una nómina integrada por Walter Agosto, Hilda Aguirre de Soria, Antonio Alizegui, Gumersindo Alonso, María Arena, Octavio Argüello, Daniel Asef, Raúl Barrandeguy, María Eugenia Bernal, Rosana Bertone y Blanca Blanco de Peralta. No hablaron tampoco  Sergio Pansa, Raúl Paroli, Ariel Pasini, Mirta Pastoriza, Guillermo Pereyra, Alberto José Pérez, Hugo Perié, Ana María Perroni, Sergio Pinto, Ramón Puerta, Marta Quintero, Elsa Quiroz, Sandra Rioboó, Silvia Risko, Raúl Rivara, Jorge Rivas, Evaristo Rodríguez, Juan Salim, Gustavo Serebrinsky, Juan Carlos Sluga, Mónica Torfe, Carlos Urlich, Mariana Veaute, Nora Videla, Mariano West, Gustavo Zavallo y Alex Ziegler.
 
Años sin hablar
Un dato que siempre resulta interesante es ver quienes han hecho del mutismo una costumbre. Repitieron este año su condición silenciosa Octavio Argüello, Héctor Del Campillo, Carlos Donkin, Gustavo Dutto, Gladys Espíndola, Juan Carlos Forconi, María Teresa García, Patricia Gardella, José Alberto Herrera, María Laura Leguizamón, Juan Carlos Lorges, Ana Luna de Marcos, Soledad Martínez, Jorge Montoya, Mirta Pastoriza, Marta Quintero, Raúl Rivara, Jorge Rivas, Evaristo Rodríguez, Juan Carlos Sluga y Nora Videla. Veintiún diputados.
De estos, tres años sin hablar llevan Octavio Argüello, María Teresa García, Patricia Gardella, José Alberto Herrera, Juan Carlos Lorges y Mirta Pastoriza.
Cumplieron todo un período de cuatro años sin abrir la boca el santiagueño José Alberto Herrera, la ahora senadora María Laura Leguizamón y Evaristo Rodríguez.
Pero el diputado récord sin dudas es el bonaerense Juan Carlos Sluga, que concluyó su segundo mandato sin abrir la boca. El Indice de Calidad Legislativa realiza estos conteos desde hace siete años, y nunca Sluga pudo salir del cero. Recordemos que los medios se hicieron eco de este récord el año pasado, cuando el legislador matancero llevaba seis años mudo, y en esa oportunidad este legislador prometió hablar el año venidero. No lo hizo.
 

http://www.diariolaciudaddesanluis.com
MIRTA PRAINO - 11 6273 2340 http://san-fernando-mi-ciudad.blogspot.com/

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Mostrar botones para compartir